• INTERNACIONAL
  • ARGENTINA
  • BRASIL
  • BOLIVIA
  • CHILE
  • COLOMBIA
  • COSTA RICA
  • ECUADOR
  • EL SALVADOR
  • ESTADOS UNIDOS
  • GUATEMALA
  • HAITI
  • HONDURAS
  • MEXICO
  • PANAMÁ
  • PARAGUAY
  • PERU
  • R. DOMINICANA
  • URUGUAY
  • VENEZUELA

La sociedad chilena se encuentra en un periodo de debate. De lo cotidiano a lo estructural, las distintas dimensiones de lo público se encuentran hoy en un proceso de cuestionamiento y redefinición, apunta el último Informe de Desarrollo Humano realizado en Chile, presentado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

A través de un conversatorio virtual, el informe, titulado “Los tiempos de la politización”, fue contrastado con la experiencia desarrollada por la organización TECHO desde los asentamientos informales del país, movilizando en un trabajo conjunto a jóvenes voluntarios y pobladores de campamentos.

Resumen del Informe de Desarrollo Humano 2015:

Rodrigo Márquez, Coordinador del Informe sobre Desarrollo Humano PNUD Chile conversó con Roxana Toro, dirigenta del Campamento San Francisco y con Javier Morales, Director Región Metropolitana de TECHO-Chile.

Dentro de las principales conclusiones del espacio de intercambio, fue que el país se encuentra en un momento único en que los cambios que se proyectan no dejan indiferente a nadie.

Conoce más sobre el informe de desarrollo humano: http://desarrollohumano.cl/idh/videos/desarrollo-humano-en-chile-2015-los-tiempos-de-la-politizacion/

Rodrigo expuso que este proceso reviste para para algunos una oportunidad, para otros una amenaza, pero que hoy, la ciudadanía exige un nuevo involucramiento en lo político para forjar la sociedad que desean. “Este es un tiempo de oportunidad, que nos desafía, que podemos cambiar muchas cosas de la sociedad, está lleno de tensiones, de contradicciones”, relató a través de su exposición.

Sin embargo, apuntó, el informe arroja que la distancia entre élite y ciudadanía dificulta este tiempo de abertura, que puede contribuir a un pleno Desarrollo Humano. A esto, Javier Morales compartió este punto desde su experiencia trabajando con jóvenes y con dirigentes todas las semanas: “El rol de las organizaciones tiene que ver simplemente con canalizar las demandas de la ciudadanía, está exigiendo cambios para que se acorte la brecha entre la élite y la ciudadanía”.

Roxana explicó que, por ejemplo, ella no participa de un partido político pero que entiende el rol político de la organización comunitaria y lo empuja a diario junto a sus vecinos. Esto, para buscar que su voz sea escuchada y se tome en cuenta en la toma de decisiones que afectan directamente su situación. “No es tan sólo que te impongan esto para la salud o para la educación. Si no nos preguntan a nosotros no veo una manera o una salida para ver realmente lo resultados que queremos”, enfatizó.

“”No estoy ni ahí””

En segundo lugar, el conversatorio destacó el rol de los jóvenes, que hoy no se encuentran ajenos a este proceso. La generación del “No estoy ni ahí” –frase extendida durante los 90’, recordó Rodrigo- hoy se contrasta con un interés de ejercer una ciudadanía plena y acercarse a discutir lo político.

No obstante, el individualismo sigue siendo la principal barrera para la construcción de lo colectivo. Los panelistas coincidieron en que se trata de un obstáculo que se debe sortear, pero que no es un impedimento para estos nuevos espacios de participación.

En este sentido, Javier resaltó la importancia de trascender de la búsqueda de participación para beneficios personales hacia la búsqueda de lo colectivo: “El rol de TECHO es impulsar que, desde los voluntarios, busquemos una solución para un problema que no es solo propio e individual, sino que es compartido. El trabajo de los jóvenes que participan no es para sí mismos, es con las familias y por ellos”.

Más información sobre el informe en www.desarrollohumano.cl

En este video podrás ver el conversatorio completo:

La sociedad chilena se encuentra en un periodo de debate. De lo cotidiano a lo estructural, las distintas dimensiones de lo público se encuentran hoy en un proceso de cuestionamiento y redefinición, apunta el último Informe de Desarrollo Humano realizado en Chile, presentado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

A través de un conversatorio virtual, el informe, titulado “Los tiempos de la politización”, fue contrastado con la experiencia desarrollada por la organización TECHO desde los asentamientos informales del país, movilizando en un trabajo conjunto a jóvenes voluntarios y pobladores de campamentos.

Resumen del Informe de Desarrollo Humano 2015:

Rodrigo Márquez, Coordinador del Informe sobre Desarrollo Humano PNUD Chile conversó con Roxana Toro, dirigenta del Campamento San Francisco y con Javier Morales, Director Región Metropolitana de TECHO-Chile.

Dentro de las principales conclusiones del espacio de intercambio, fue que el país se encuentra en un momento único en que los cambios que se proyectan no dejan indiferente a nadie.

Conoce más sobre el informe de desarrollo humano: http://desarrollohumano.cl/idh/videos/desarrollo-humano-en-chile-2015-los-tiempos-de-la-politizacion/

Rodrigo expuso que este proceso reviste para para algunos una oportunidad, para otros una amenaza, pero que hoy, la ciudadanía exige un nuevo involucramiento en lo político para forjar la sociedad que desean. “Este es un tiempo de oportunidad, que nos desafía, que podemos cambiar muchas cosas de la sociedad, está lleno de tensiones, de contradicciones”, relató a través de su exposición.

Sin embargo, apuntó, el informe arroja que la distancia entre élite y ciudadanía dificulta este tiempo de abertura, que puede contribuir a un pleno Desarrollo Humano. A esto, Javier Morales compartió este punto desde su experiencia trabajando con jóvenes y con dirigentes todas las semanas: “El rol de las organizaciones tiene que ver simplemente con canalizar las demandas de la ciudadanía, está exigiendo cambios para que se acorte la brecha entre la élite y la ciudadanía”.

Roxana explicó que, por ejemplo, ella no participa de un partido político pero que entiende el rol político de la organización comunitaria y lo empuja a diario junto a sus vecinos. Esto, para buscar que su voz sea escuchada y se tome en cuenta en la toma de decisiones que afectan directamente su situación. “No es tan sólo que te impongan esto para la salud o para la educación. Si no nos preguntan a nosotros no veo una manera o una salida para ver realmente lo resultados que queremos”, enfatizó.

“”No estoy ni ahí””

En segundo lugar, el conversatorio destacó el rol de los jóvenes, que hoy no se encuentran ajenos a este proceso. La generación del “No estoy ni ahí” –frase extendida durante los 90’, recordó Rodrigo- hoy se contrasta con un interés de ejercer una ciudadanía plena y acercarse a discutir lo político.

No obstante, el individualismo sigue siendo la principal barrera para la construcción de lo colectivo. Los panelistas coincidieron en que se trata de un obstáculo que se debe sortear, pero que no es un impedimento para estos nuevos espacios de participación.

En este sentido, Javier resaltó la importancia de trascender de la búsqueda de participación para beneficios personales hacia la búsqueda de lo colectivo: “El rol de TECHO es impulsar que, desde los voluntarios, busquemos una solución para un problema que no es solo propio e individual, sino que es compartido. El trabajo de los jóvenes que participan no es para sí mismos, es con las familias y por ellos”.

Más información sobre el informe en www.desarrollohumano.cl

En este video podrás ver el conversatorio completo: