TECHO
24 enero, 2017

Haití se compromete a salir de la pobreza mediante el trabajo voluntario

 

“Creemos en un Haití donde los jóvenes se comprometen a beneficiarse no del dinero sino de la oportunidad de compartir un ideal con otros jóvenes y ser una fuerza silenciosa, que a través de la acción construya un Haití justo”, aseguró el Director Social de Techo Haití, Olson Regis. En el Dia Mundial por la Erradicación de la Pobreza, voluntarios, líderes comunitarios, organizaciones civiles haitianas y la cooperación internacional, tomaron la acción voluntaria como la vía para la construcción de una ciudadanía responsable que tome en sus manos la oportunidad de acabar con la pobreza.

Olson Regis, Director Social Techo, compartió con los presentes, que TECHO cree en una sociedad justa, en la que la acción voluntaria se concentre en el desarrollo comunitario, para que las familias que viven en condicion de vulnerabilidad en conjunto con los jóvenes voluntarios reflexionen sobre sus prioridades y sobre todo, sobre el rol de incidencia que como sociedad civil activa pueden tener para lograr un Haití justo.

Asimismo, Regis, estableció: “Si nosotros nos preguntamos, ¿en Haití se puede hacer un trabajo voluntario? En Techo respondemos que la prueba son los más de 5000 voluntarios que tenemos, con el ideal de comprometernos como jóvenes en la ética de una sociedad responsable, conscientes de que la juventud debe ser crítica de sí misma y de las circunstancias para impulsar lo que soñamos de nuestra sociedad”.

Para conmemorar el Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, Rodrigo Castillo, Director Social de la organización América Solidaria, invitó a los jóvenes profesionales a comprometerse con la acción voluntaria, enfatizando que.a través de ella, se logrará la transformación personal y social necesaria para superar esta situación.
En conjunto con TECHO, Isma Frednel, representante del Banco Interamericano de Desarrollo, expuso que Haití necesita del voluntariado, para permitir que las personas que han tenido oportunidad de formarse con cierta expertiz compartan el conocimiento, para reforzar a su sociedad. Compartió su propia experiencia en la lucha contra el sida en Bomswana: “La satisfacción que se encuentra con el trabajo voluntario es darse cuenta de que uno deja de ser parte del problema para convertirse en parte de la solución”.

Para cerrar, Francky, Líder Comunitario de la comunidad Onaville y Agente de Salud del Plan Sante (Plan Salud), compartió las razones por las que Haití puede mejorar si la sociedad invierte su tiempo en mejorarse a sí misma. Expuso cómo a los 6 meses que él ha trabajado como voluntario para su comunidad, ya sueña con un Onaville que no se convierta en un Cite Soleil, sino en una comunidad con lideres que fomenten la educación, para defender el acceso a una mejora en su vida.

Franky, enfatizó accion voluntaria puede enfrentar la miseria. “Es nuestra responsabilidad encontrar los días de la semana para que, más alla de trabajo, contribuyamos en la evolución de la sociedad. Ése es mi compromiso”, cerró.